Actualizado

Actualizado a las

Polideportivo

Polideportivo

polideportivo
polideportivo

FUE DEPORTISTA ADEMÁS DE ACTOR

Fallece Tony Leblanc, un gran amante del boxeo y el fútbol

Ignacio Fernández Sánchez (Madrid, 7 de mayo de 1922), más conocido como Tony Leblanc, falleció hoy en su casa de Villaviciosa de Odón (Madrid) a causa de un fallo cardiaco.

As.com

Ignacio Fernández Sánchez (Madrid, 7 de mayo de 1922), más conocido como Tony Leblanc, falleció hoy en su domicilio de Villaviciosa de Odón (Madrid) a causa de un fallo cardiaco. El actor, que protagonizó en la década de los sesenta y setenta numerosas películas, tuvo una gran relación con el deporte, especialmente con el boxeo y el fútbol.

Como púgil participó en treinta combates amateurs y tres como profesional. Llegó a pelear con Antonio Monzón, a la postre campeón de España y de Europa. "Tras ese combate me pidieron la revancha. Dije que no. No por miedo, sino por prevención. A sus últimos rivales los habían despertado en el vestuario. ¡A mí no me pegaban más!".

Compaginó el cuadrilátero con el fútbol. Jugaba de portero. Empezó en el Dorin, pasó al Fuyma y de ahí al Chamberí. Y por el medio se cruzó el Atlético Aviación: "Me probaron cinco partidos en una pretemporada y sólo me marcaron dos goles, uno de ellos de penalti". Pasó el tiempo e intentaron ficharle, pero él ya había firmado por el Chamberí, "un traspaso de tres mil pesetazas de la época". Con el Chamberí ascendió a Tercera tras pararle dos penaltis al Carabanchel en el partido decisivo. Su "mejor recuerdo de portero", demarcación que escogió porque de jugador se "cansaba mucho".

Fue un gran aficionado madridista. Le dieron la Medalla de Oro y Brillantes del club, "sin haber sido socio". Su pasión por el Real Madrid le llevó a apodar a José Luis Peinado, extremo izquierdo madridista en los setenta, como Pepe Goles: "No por la cantidad de tantos que metía, más bien por su importancia".

Tras el deporte llegó el cine, arte en el que interpretó papeles que también tuvieron que ver con el deporte. En 'El Tigre de Chamberí' fue Manolo, un amigo de Miguel, quien durante un partido de fútbol noqueó de forma fortuita a Molina, campeón de España. En 'Tres de la Cruz Roja', tres amigos, uno de ellos Leblanc, se hacen voluntarios de la Cruz Roja no por vocación, sino porque así podían entrar gratis a los estadios. A los 90 años de edad, se despidió a uno de los grandes del cine, del humor, del deporte y de la vida.