Polideportivo

Polideportivo

polideportivo
polideportivo

BALONMANO | LIGA DE CAMPEONES | HAMBURGO 32 - ADEMAR 26

Ademar da la cara pero acaba bajando los brazos

Mantuvo vivas sus opciones de lograr un resultado positivo en Hamburgo (Alemania) durante tres cuartas partes del choque, con un Iosu Goñi inconmensurable, para acabar bajando los brazos, fruto del cansancio.

Reale Ademar mantuvo vivas sus opciones de lograr un resultado positivo en Hamburgo (Alemania) durante tres cuartas partes del choque, con un Iosu Goñi inconmensurable, para acabar bajando los brazos, fruto del cansancio y de la mayor calidad de un rival, que sentenció por 32-26 para mantener el coliderato del grupo A.

Un parcial de 5-1 mediado el segundo periodo, propiciado por la lesión de Juan Castro y, sobre todo, la entrada en pista del guardameta sueco -tercero que utilizó- Dan Beutler, acabó con las ilusiones de los leoneses para haber conseguido, por primera vez en su historia, un resultado positivo en tierras alemanas.

Manolo Cadenas había exigido una reacción después de dos serios correctivos y sus jugadores respondieron con una versión mejorada, la más convincente desde hace tiempo a domicilio, donde el equipo leonés venía mostrando muchas carencias en juego, pero también en intensidad y concentración.

Sin escudarse en las ausencias, ni en la entidad del rival, Reale Ademar tuteó desde el primer instante al conjunto alemán -que había vencido en la primera jornada en León 26-28-, con alguna sorpresa táctica introducida por Cadenas como el utilizar al pivote bosnio Vladimir Vranjes en el lateral.

Los locales, con bajas importantes como las del croata Lackovic o el teutón Pascal Hens, encontraban muchos problemas para resolver ante el 6-0 defensivo, hasta que el polaco Lijewski y el internacional alemán Kraus empezaron a ver portería, después del acierto inicial de Malumbres.

El protagonista indudable del equipo español fue el joven lateral ex-internacional júnior Iosu Goñi que se destapó, después de unos últimos encuentros un tanto oscurecido, anotando 7 goles, con tan solo un error en la primera mitad, siendo el principal sustento ofensivo.

Ademar no le perdió la cara al choque al descanso 16-14, a pesar de no aprovechar convenientemente las inferioridades numéricas de su rival que empezó a poner tierra de por medio con la lesión en el hombro derecho de su director de juego Castro y la expulsión a continuación del brasileño Borges.

Los teutones pasaron de un 23-20 (minuto 45) a un 28-21 que cerraba cualquier opción de sorpresa y ya simplemente se tuvieron que encomendar al acierto de Beutler, que entró en el momento del despegue para cuajar un más que notable último cuarto.