Actualizado

Actualizado a las

Balonmano

Balonmano

balonmano
balonmano

Balonmano | francia

Onesta: "Pese no jugar bien contra Egipto, España está bien"

"Es difícil empezar la competición, porque todos los jugadores saben que hay muchos partidos hasta el final y los primeros no son tan importantes.Todos miden sus fuerzas".

EFE

Su selección vive rodeada del elogio constante, considerada por muchos como el mejor equipo de la historia del balonmano, pero Claude Onesta, técnico de Francia, se niega a pensar que el ciclo ganador de los galos terminará en el Mundial de España, ya que dispone de "jugadores jóvenes para seguir ganando unos cuantos años más".

Dominadora del balonmano mundial en los últimos tiempos, con dos Mundiales y dos oros olímpicos consecutivos, además de un Europeo, la selección francesa, apodada "Les Experts", se enfrentará a Islandia en los octavos de final en Barcelona, después de finalizar en el segundo puesto de su grupo.

Tras encadenar cuatro victorias consecutivas con facilidad, solo cedió ayer ante Alemania (30-32), en un magnífico duelo con ambiente de final en un Palau Sant Jordi que otorgó el primer puesto a la rejuvenecida selección teutona. "¿Derrota inesperada? Para nada", admite Onesta en una entrevista concedida a EFE.

"Alemania no es un equipo débil, tiene jugadores que juegan la Bundesliga cada semana y la Copa de Europa. Les falta experiencia, sí, pero a falta de eso, cuando empezaron el partido como hicieron, todo es más fácil. Tienen el coraje, la valentía, y nosotros fuimos la viva imagen de la derrota defensiva".

Onesta (Le Mans, Francia, 1957) sabe que el éxito se alcanza desde el realismo ("Tenemos que mejorar mucho en defensa -dice- y Alemania ha jugado de maravilla"), rehuyendo del tópico de que una derrota así puede ser incluso "necesaria" para no caer en la autocomplacencia del que lo ha ganado todo.

"Una derrota nunca es buena. Hasta ahora habíamos jugado contra equipos que no eran de alto nivel. Era la primera vez en el torneo que jugábamos contra un equipo de nivel europeo. Hemos jugado contra Túnez, Brasil, Argentina y Montenegro, y quizás ahora no estábamos estabilizados para jugar un partido tradicional", afirma.

Un resultado que, en el caso de que España acabe como primera de su grupo, enfrentaría a ambas selecciones en cuartos de final, reeditando el último choque en los Juegos de Londres, donde los españoles quedaron apeados de la competición.

"Lo sabíamos bien, será España o Croacia. Pero si uno quiere ser campeón, seguro que va a jugar contra España, Croacia y los mejores. ¿Que puede ser en cuartos de final? Vale. Pero primero hay que disputar los octavos", apunta. "A España la veo bien, aunque no ha jugado muy bien contra Egipto, es cierto", reconoce Onesta.

"Pero es difícil empezar la competición, porque todos los jugadores saben que hay muchos partidos hasta el final y los primeros no son tan importantes". Bajo su punto de vista, "todos están ahora midiendo sus propias fuerzas, viendo qué deben hacer mejor. España tiene un equipo de alto nivel desde hace años y seguro que jugar en casa es importantísimo para ellos". Mientras, Francia sigue siendo el gran aspirante.

Un tercer título consecutivo culminaría el recorrido de una generación que ya forma parte de la historia y que, a juicio de Onesta, no necesita una regeneración, porque aún tiene cuerda para rato.

"Este grupo tiene jóvenes, porque hay jugadores que están hace tiempo aunque no tengan veinte años.Karabatic no es un viejo, Sorhaindo tampoco, Abalo menos aún. Quizás para Dinart sea su última competición, pero tenemos Barachet y Accambray, con 23 ó 24 años. El ciclo de Francia no acaba aquí", recalca el técnico.

Su trabajo "es ganar hoy preparando la victoria del mañana y del día siguiente al mañana", reflexiona. "Unos van, otros vienen. Pero tenemos equipo de competición para seguir jugando y ganando unos cuantos años más".