Actualizado

Actualizado a las

Polideportivo

Polideportivo

polideportivo
polideportivo

MADRID 2020

La Comisión califica hoy a Madrid, que mira a Estambul

Los evaluadores del COI dan el informe a las 11:00. Fuentes de Madrid 2020 deslizan que una buena opinión sobre Estambul la haría peligrosa. Blanco: "Estamos esperanzados".

La Comisión califica hoy a Madrid, que mira a Estambul Ampliar
Mónica de Oriol, presidenta del Círculo de Empresarios de Madrid, y Alejandro Blanco tras refrendar el convenio. | DANI SASTRE

En torno a las 11:00 horas la Comisión de Evaluación del Comité Olímpico Internacional hará público su informe sobre las visitas que realizó a Madrid, Tokio y Estambul. Las conclusiones del grupo que lideró Sir Craig Reedie no son vinculantes, tampoco habrá notas, ni asegura la elección del que salga mejor parado, pero una apreciación negativa puede lastrar a una candidata. Ocurrió con Madrid para 2016, cuando se advirtió que había dudas sobre si la legislación antidopaje estaba acorde con la AMA y no se entendió el sistema de reparto de financiación y responsabilidades entre las tres administraciones.

“Estamos esperanzados y ansiosos porque hemos adaptado el proyecto a la realidad del mundo, y eso ya lo reflejó la Comisión de Evaluación en marzo”, apunta Alejandro Blanco, presidente de Madrid 2020. Reedie, en su rueda de prensa final, advirtió que “no puede haber Juegos cada vez más caros”. Ese mensaje le dio buen feeling a Blanco: “La inversión que queda es poca (1.668 millones de euros), España es un país modelo en cuanto a resultados y organización de eventos deportivos y aportamos un concepto Smart (‘inteligente’) orientado a no desaprovechar lo que ya hay”, explica el también presidente del COE.

Pero lo que se va a ventilar en el informe de mañana es si Estambul es un enemigo real. El texto se supone redactado antes de las revueltas sociales, por lo que no deberían afectarles. “No nos importa tanto lo que vayan a decir de Madrid como lo que reflejen de Estambul”, reconoce un alto ejecutivo de la candidatura.

Dejar en buena posición a los turcos sería dar el plácet a la idea de llevar unos Juegos por vez primera a un país de mayoría musulmana, aunque la seguridad sea preocupante (un 6,5 recibió como nota en el corte) y la inversión pendiente gigantesca, de casi 15.000 millones de euros. Sería dar aire a la idea de continuar "abriendo fronteras” como ocurrió con Río de Janeiro para 2016. “Tokio ya sabemos que no tiene apartados de diez, pero sí muchos de ocho. Es segura y uniforme”, dicen desde dentro de Madrid 2020. Contra los nipones se juega en igualdad de condiciones. Con Estambul está por ver.