Estás leyendo

Los ganadores y perdedores del inicio de la agencia libre NFL

Agencia libre NFL 2017

Los ganadores y perdedores del inicio de la agencia libre NFL

Los ganadores y perdedores del inicio de la agencia libre NFL

El mercado nos ha dejado varios equipos con mucha ilusión por el futuro, unos pocos que lo ven muy preocupados y a los vencedores de siempre: sí, ellos.

Aún queda agencia libre por delante, así que tomad la siguiente lista con pinzas. Amén de recordaros que esto de ser ganador o perdedor en la agencia libre no suele significar gran cosa cuando llega septiembre. No obstante, este tipo de listas sirve para poner en contexto lo que ha sucedido en estos días de locura, de fichajes, despidos y traspasos, en la NFL.

Ganadores

New England Patriots

Una cosa quiero decir antes de meterme a alabar el trabajo de Bill Belichick y los suyos estos días: lo que han hecho no tiene nada que ver con el 'Patriot Way'. Han puesto un montón de huevos en la misma cesta, que son los dos próximos años, y han dejado de coger nombres desconocidos para sacarles partido a cambio de pagar grandes cantidades de recursos, tanto en dinero como en elecciones del draft, en jugadores estelares.

Pero, más allá del debate filosófico, lo cierto es que se han hecho con Stephon Gilmore, Brandin Cooks, Dwayne Allen y Kony Elay. Esto es lo que llega nuevo a los campeones. No hay palabras para expresar el miedo que generan. Y, cuidado, ahora mismo aún parecen los favoritos para retener a Dont'a Hightower.

Miami Dolphins

No parecía fácil que pudiesen retener a Kenny Stills, por poner el ejemplo más evidente, pero lo han hecho, con el resto del talento propio que querían retener. Julius Thomas llegó vía traspaso, y Lawrence Timmons y William Hayes llegan para aportar ya a esta defensa. Sólido trabajo.

Cleveland Browns

Y, de repente, entendimos parte del plan que Sasha Brown y Paul DePodesta pusieron en marcha el año pasado. Con la enorme cantidad de espacio salarial disponible absorbieron sin duelo el contrato de Brock Osweiler para hacerse con una segunda ronda del draft. Eso hace que tengan la escalofriante cifra de ocho elecciones entre las dos primeras rondas de los dos próximos drafts.

Además, han convertido su OL en una fuerza considerable al sumar a Tretter y Zeitler, además de retener a Bitonio.

Jacksonville Jaguars

Por segundo año consecutivo han salido victoriosos de la agencia libre. Sobre todo en defensa. A lo ya acumulado han sumado nada menos que a Calais Campbell y A.J. Bouye, dos de los agentes libres más codiciados. La OL también ha tenido regalitos con Branden Albert y Earl Watford. Ahora bien, ganar la agencia libre el año pasado no les sirvió de gran cosa, recordemos.

Houston Texans

Librarse de Brock Osweiler roza lo milagroso. Han perdido una segunda ronda en el proceso, correcto, pero la han pagado bien a gusto. Han de rematar con la contratación de Tony Romo, o al menos parece que esa es su intención, pero, de entrada, lo de Osweiler es para felicitarles efusivamente.

Philadelphia Eagles

El caso de los Eagles es el de la sensatez, esa que entendemos hasta los que no estamos metidos en las oficinas de la liga. Es decir, si nos preguntan hace una semana cual es el mayor boquete de la plantilla de Philadelphia decimos el cuerpo de receptores. Y, mira tú, van y fichan receptores. Alshon Jeffery y Torrey Smith, para ser precisos. ¿Cómo no aplaudirles?

Detroit Lions

En un sentido absolutamente idéntico al de los Eagles se han movido los Detroit Lions sólo que en la línea ofensiva. Si dinero ha ido a parar a Ricky Wagner y T.J. Lang.

Tampa Bay Buccaneers

Los Buccaneers son un equipo que ha hecho dos movimientos de esos quirúrjicos que te dejan un sabor de boca extraordinario. No son estrellas, no es llenar el equipo de jugadores o revoluciones, es aportar dos gotas justo en el sitio y al precio adecuado: DeSean Jackson y Chris Baker. muy bien.

Perdedores

Cincinnati Bengals

Un equipo que se ha ido viniendo abajo en los últimos tiempos no ha sido capaz de sumar nada relevante a su plantilla y, además, ha visto como su gran OL se ha desintegrado con la marcha de Zietler y Whitworth. Huele a fin de ciclo.

Washington Redskins

¿Hace falta añadir algo más? La destitución del general manager, Scot McCloughan, el día en que se abría la agencia libre lo explica todo. Nadie se puso al teléfono para tratar de retener a DeSean Jackson o Pierre Garçon. Y su QB, Kirk Cousins, sigue sin contrato asegurado a largo plazo y siendo un dolor de muelas en cada momento de negociación. Ya les ha dicho que quiere irse de ahí cuanto antes.

Carolina Panthers

Me parecen los Panthers una franquicia desesperada. No a la deriva como los Redskins, sino incapaz de atinar con lo que quieren y necesitan. Y así es muy fácil equivocarse. En ese sentido, han dado demasiado dinero a jugadores que te hacen sospechar más que ilusionarte. Pagar a Matt Kalil un dineral para jugar en el left tackle es el ejemplo más sangrante; tenían un serio problema de OL y, tras esto, lo siguen teniendo. Pero es que el traspaso de Kony Ealy no tiene sentido, pues apenas si han subido ocho puestos en el draft en el mismo, y en tercera ronda. En general, nada me gusta de lo que veo aquí.

Arizona Cardinals

Los Cardinals, como los Bengals, es un equipo que huele a descomposición y a fin de ciclo. Cuando las sensaciones han sido malas y en vez de poner solución, aunque sea en forma de parches, lo que ves es a algunos de tus mejores jugadores partir es que todo se desmorona. En el caso de Arizona el duelo es por Calais Campbell y Tony Jefferson; esa defensa no volverá a ser la misma.

0 Comentarios

Mostrar