Estás leyendo

Aaron Hernández y Gronkowski: La revolución de los tight ends

New England Patriots

Aaron Hernández y Gronkowski: La revolución de los tight ends

Aaron Hernandez y Rob Gronkowski formaron una de las mejores duplas de tight ends de la historia de la NFL.

Bill Belichick creó un nuevo sistema de juego en el que alineaba a dos TEs y los utilizaba como receptores, algo que no era nada habitual en la NFL.

Aaron Hernández, ex tight end de los New England Patriots, se ha suicidado en su celda. Hernández fue condenado a cadena perpetua por asesinato, pena que cumplía en Massachusetts. En la NFL lo fue todo durante 3 años. Formó, junto con Rob Gronkowski, una de las mejores duplas de TEs de la historia de la liga. Antes de ir a prisión había firmado un contrato de 40 millones de dólares con los Patriots.

Estrella Universitaria

Aaron Hernandez fue jugador de football en la Universidad de Florida. En los Gators coincidió con jugadores como Tim Tebow o Percey Harvin. Este equipo entrenador por Urban Meyer logró e título de la SEC. Hernandez fue nombrado All-American y reconocido como uno de los mejores TEs universitarios del país.

Dupla de ensueño con Hernandez - Gronkowski

En 2010 Los New England Patriots le eligieron en cuarta ronda del draft para unirle a Rob Gronkowski, que fue elegido el mismo año en segunda ronda. Bill Belichick diseño un sistema para que ambos TEs fueran protagonistas y cambió el rumbo de la posición hasta convertirse en lo que es hoy en día.

La dupla Hernández – Gronkowski estaba llamada a liderar la NFL en los años venideros. Y así fue. En su segunda temporada en la liga Hernández fue nombrado Pro Bowl. En 2012 disputó la que sería su última temporada en la liga. En esos tres años logró 1956 yardas, 18 Tds y una increíble marca de 51.5 yardas por partidos.

Estas estadísticas le valieron para firmar su renovación con los New Englad Patriots. El contrato era por cinco temporadas y 40 millones de dólares, incluyendo un bono por firmar de 12.5 millones que se convirtió en el más alto de la historia para la posición de TE. Además la renovación era la segunda más lucrativa para un jugador de su posición únicamente superada por su compañero Gronko que firmó por 53 millones.

En 2013 fue el principio del fin

Los Patriots le cortaron el 26 de junio de 2013 después de que el departamento de policía de Massachusetts le arrestara en su casa, acusado de la muerte a tiros de Odin Floyd. El 22 de agosto de 2013 Aaron Hernández fue declarado culpable del asesinato de Lloyd y sentenciado a cadena perpetua.

El deporte americano, y especialmente el football, se ha visto muchas veces salpicado por este tipo de casos de jugadores que lejos de los terrenos de juego distan mucho de ser personas ejemplares. O.J Simpson o Lawrence Taylor también pusieron sus nombres en esta lista.

Aaron Hernandez fue un TE que revolucionó la posición. Su capacidad para bloquear estaba fuera de toda duda. A su gran capacidad física sumaba unas muy buenas manos. Belichick utilizó a Gronko y Hernández como si fuesen auténticos receptores, incluso alineándolos juntos, algo que no se había visto casi nunca en la NFL. Pero fuera del campo su vida siempre estuvo muy ligada a las bandas callejeras y el submundo de las calles, lo que en última instancia le llevó a la cárcel, donde esta madrugada ha decidido acabar con su vida.

0 Comentarios

Mostrar

Te puede interesar