Estás leyendo

Tom Brady planea jugar hasta los 45 años de edad

New England Patriots

Tom Brady planea jugar hasta los 45 años de edad

Tom Brady planea jugar hasta los 45 años de edad

Kevin Mazur

WireImage

En otras noticias igual de sorprendentes, el quarterback de los New England Patriots no se considera a sí mismo el más grande de la historia.

Si escucháis sollozos distantes es porque 28 general managers de 28 franquicias de la NFL llevan toda la noche en un sinvivir. Si os fijáis más, hay tres general managers ubicados en la AFC Este que están riéndose con carcajadas histéricas y una evidente disfunción cerebral que les lleva a decir cosas extrañas como "tenemos una gran profundidad en el puesto de quarterback" mientras se sorben los mocos y se golpean con la cabeza contra la pared. Desde New England, la franquicia 32, sólo escucharéis el plácido cri-cri de los grillos primaverales que, en feliz danza de apareamiento, retozan en un pulcro y cuidado césped a las afueras de Fóxboro.

Tom Brady, ese quarterback, declaró ayer a Ian O'Connor de la ESPN que tiene planeado jugar hasta los 45 años. Bueno, no exactamente: que tiene planeado, DE MOMENTO, jugar hasta los 45 años y que, después de esa cifra, después de 2023 (...) decidirá si sigue o no.

Hay un serio problema con este tipo de declaraciones de Brady: que no nos las podemos tomar a broma.

Durante los últimos años, el QB de los New England Patriots ha lucido mejor que nunca. No, de verdad, no es una frase hecha. A sus 39 años de edad no sólo ha sido uno de los protagonistas fundamentales de la mayor remontada de la historia de la Super Bowl lo que, perogrullo firma, le ha dado otro anillo, y van cinco, sino que se ha mostrado en un estado de forma insultante y con un conocimiento del juego que no quiero llamar perfecto no sé por qué, porque como poco roza esa perfección.

Lo segundo es normal. Algunos individuos mejoran en su trabajo con la edad. Diría que la mayoría, pero hay demasiados ejemplos a mi alrededor (en mí mismo incluso) como para mostrarme tajante. Lo primero es casi un imposible: un deportista de élite que sigue mejorando físicamente pasada la mitad mala de los 30´s.

Sea porque se cuida como asceta, porque vive como un marajá, porque come unas cosas rarísimas y muy verdes, porque es un privilegiado, porque Dios le quiere más que a todos nosotros o por todo lo anterior junto lo cierto es que Tom Brady está en un nivel de juego escandaloso para un señor de su edad y que diga cosas como que quiere seguir jugando hasta los 45 años da un miedo espantoso (y una alegría desbordante) porque resulta creíble. O un poco creíble, seamos precisos (...)

Esto llevaría a los New England Patriots, que parecen metidos en una muy seria encrucijada sobre el futuro de Jimmy Garoppolo, a repensar sus planes, esos que este año hemos visto centrados en sacrificar futuro por ganar presente. Leeros este magnífico artículo para entender que, sea como sea, encontrarán la solución correcta.

En otras noticias igualmente sorprendentes, Tom Brady ha declarado que no se ve a sí mismo como el mejor de toda la historia, que depende del equipo, que siempre ha estado en el mejor, con los mejores, con unos entrenadores y compañeros estupendos, y que si llegan a poner a otro en su puesto lo habría hecho igual de bien. Encima modesto. No sabe uno si reír o si llorar, como los general managers de las otras 31 franquicias. Como yo soy de la AFC Norte, supongo que me pondré a reír histéricamente y a darme cabezazos contra la pared mientras pienso en la gran profundidad del puesto de quarterback.

0 Comentarios

Mostrar